Los hombres que más me lastimaron fueron aquellos que me regalaron flores.

Me pregunto qué llevarán a mi tumba…

 

Nea Thea.